caracol, col col


Y llegó el tiempo de irse. Un hombre que venía para el recambio semanal de la Junta del Buen Gobierno nos preguntó si la habíamos pasado bien. Nos dio la mano diciendo vuelvan, aquí son siempre bienvenidos, e ingresó al Caracol de Morelia.
No pudimos mirar atrás. Con tristeza dejamos la pintura de Zapata diciendo Tierra y Libertad, el compa encargado de vigilancia cerrando la tranquera, la cocina ahumada por la leña humeda, los frijoles hirviendo en ollas tiznadas, los y las compas ordenando los barracones, las y los compas terminando de armar el informe para presentar a la Junta de Buen Gobierno entrante.


Estamos afuera, estamos del otro lado, del lado del mal gobierno. Tierras muy similares (casi las mismas), bosques de pino o valles de maizales, motañas achaparradas o comidas por la selva, mujeres y hombres zapatistas, hombres y mujeres partidistas, todo se parece mucho. Y sin embargo la tranquera se cierra y estamos en este mundo paralelo que vivimos. Aquí este mundo de carteles con promesas de obras públicas, de inversiones millonarias, de candidatos que sólo valen la sonrisa que venden, de civilización y progreso. Dejamos de ser gobernados por el Buen Gobierno de campesinos que juntos enfrentan los desafíos con una sonrisa para entrar en la dictadura de los medios privados y los miedos públicos.

Aquí el pueblo manda y el gobierno obedece dicen los carteles de las comunidades Zapatistas y es tan cierto que se acaricia a cada paso. Nadie puede perpetuarse en el poder porque quienes conforman la Junta de Buen Gobierno deben rotar cada semana y así sucesivamente. Cada tres años se renuevan los representantes de cada comunidad para la Junta y hay compas que tienen el deber de presenciar las reuniones de las Juntas de Buen Gobierno para ayudar señalando alguna irregularidad.
Es cierto, todo está por hacerse en tierras Zapatistas, cada pequeño paso del caracol desata un nuevo desafío, un problema que surge, un escolllo que aparece en esta lucha diaria. Pero han empezado, están en marcha. Avanzan que no es poco.


Aquí les dejamos una reflexión de uno de los integrantes de la Junta de Buen Gobierno del Caracol de Morelia, sobre las dificultades que tuvieron durante estos años.



Podés bajártelo para difundirlo

Junta de Buen Gobierno MP3

Junta de Buen Gobierno OGG


La Buena Salud


La espera vale.
Finalmente un compa nos acompaña a la clínica El Salvador, Corazón de Jesús. Una casa clínica, una clínica Zapatista, donde están algunos de los Promotores de Salud del Municipio 17 de noviembre. Allí llegan los casos que no pueden resolverse en la Casa de salud de su comunidad. Pero también son atendidos todos aquellos que viven en la comunidad de Morelia y sus alrededores, sean Zapatistas o no.
El "Mal Gobierno", preocupado por el avance de la atención de estas Clínicas en el Estado de Chiapas, ha aumentado el presupuesto en salud en la región. Pero vuelve a fallar. A las comunidades llegan desde las ciudades doctores que no pueden satisfacer la totalidad de las demandas y ante cualquier síntoma recetan productos de laboratorios que por los alrededores es imposible conseguir. En cambio, en las Clínicas Zapatistas se procesan las plantas medicinales, remedios que ayudan a combatir la diarrea, los nervios, la tos y cualquier tipo de enfermedad.



Para Bajarte el audio
Plantas medicinales MP3 256 k
Plantas medicinales OGG



Para ser Promotor de Salud no hace falta tener título universitario sino ganas de aprender a curar a los compañeros de tu comunidad. Con esas ganas se logra reducir notablemente la muerte de las mujeres al parir y de los niños pequeños. Oyendo, viendo y caminando, se le pelea a la mala nutrición y a muchas enfermedades relacionadas con la contaminación del agua.
Para los Promotores de Salud primero está la prevención, trabajar en cada casa, recomendar tener siempre a mano las plantas medicinales y volver a la sabiduría de las parteras. Creando conciencia es que ayudan a combatir la mala salud.
Es que los Zapatistas no han inventado nada nuevo, solo han regresado al origen del conocimiento: la intuición del saber cotidiano, algo que en nuestras universidades no se enseña.



Para bajarte el audio
Promotor Mateo mensaje a nuestra salud MP3
Promotor Mateo mensaje a nuestra salud OGG